abril 26, 2022

El enfoque de KIPP Texas para la intimidación escolar

KIPP Texas se compromete a proteger a sus estudiantes y empleados de la intimidación en cualquier forma. Pero ¿qué es la intimidación y en qué se diferencia del conflicto normal entre pares que viene con todo el desarrollo infantil?

La intimidación es un solo acto significativo o patrón de actos por parte de uno o más estudiantes que explota un desequilibrio de poder. La intimidación puede venir en muchas formas diferentes:

  • Verbal: Insultos hirientes, burlas, chismes, amenazas, ruidos groseros o difundir rumores hirientes.
  • No verbal: Posturas, miradas lascivas, miradas fijas, acecho o destrucción de propiedad.
  • Físico: Golpear, empujar, hacer tropezar, etc.
  • Emocional o Psicológico: Rechazar, aterrorizar, extorsionar, intimidar, humillar, aislar, etc.
  • Ciberacoso: Intimidación escolar realizada mediante el uso de un dispositivo de comunicación electrónica.

¿Cómo previene KIPP Texas la intimidación escolar?

Sabemos que los estudiantes prosperan en entornos escolares donde pueden formar relaciones profundas, de apoyo y duraderas entre sí. Al desarrollar habilidades socioemocionales, nuestro objetivo es establecer comunidades inclusivas donde los estudiantes aprendan a escuchar diversos puntos de vista y hacer que sus voces sean escuchadas. Creemos que crear una cultura de respeto es inherentemente necesario para todos los estudiantes, y que al hacerlo podemos abrir las puertas a la comunicación, la conversación y la compasión que realmente hacen que nuestras escuelas sean entornos valientes y de pertenencia para todos.

¿Qué sucede cuando ocurre la intimidación escolar?

La intimidación puede afectar a todos: aquellos que son intimidados, aquellos que intimidan y aquellos que presencian la intimidación, y la investigación indica que los efectos de la intimidación pueden durar hasta la edad adulta.

Cuando se producen acusaciones de intimidación, el equipo de liderazgo de la escuela investigará y documentará sus hallazgos. Si se determina que el acto denunciado está fuera del alcance de KIPP y es un presunto acto criminal, el equipo de liderazgo remitirá el caso a las autoridades correspondientes.

Si el acto denunciado entra dentro del alcance de KIPP, el equipo de liderazgo brindará apoyo tanto a la presunta víctima como al presunto perpetrador, y buscará una reunión conjunta de mediación voluntaria entre las dos partes si están de acuerdo.

¿Por qué es importante que construyamos apoyo de salud mental en torno tanto a la presunta víctima como al perpetrador?

La intimidación afecta negativamente no solo a las víctimas sino también a los presuntos perpetradores. A veces, los estudiantes pueden usar el comportamiento como un vehículo para decirles a los adultos y a sus compañeros cómo se sienten cuando no tienen las palabras para expresarlo. Es imperativo entender el por qué detrás del comportamiento de intimidación. Nuestro equipo trabaja con el presunto perpetrador para comprender por qué están intimidando, restaurar el daño y crear planes en colaboración para desarrollar relaciones saludables y comunicar lo que necesitan.

Las presuntas víctimas deben tener un espacio para verbalizar cómo se sienten y qué necesitan para sentirse seguras. Es imperativo comprender la conexión entre la intimidación y el trauma. Stopbullying.gov proporciona excelentes recursos para maestros, padres y adultos de confianza sobre la correlación entre la intimidación y el trauma y recursos y consejos sobre cómo apoyar a los estudiantes que experimentan intimidación.

¿Cómo denuncias la intimidación escolar?

Por favor llene un Informe de Incidente de Intimidación en la oficina principal de su escuela. Además, KIPP acepta denuncias anónimas de intimidación a través de www.anonymousalerts.com/kipptexas.

Le instamos a que lea los procedimientos completos de investigación y resolución de KIPP Texas en nuestro manual.